Cuando los teleféricos dejaron de funcionar: Adentro del Año más difícil para los Resortes de Vail | VailDaily.com
YOUR AD HERE »

Cuando los teleféricos dejaron de funcionar: Adentro del Año más difícil para los Resortes de Vail

La batalla cuesta arriba para salvar la temporada del 2020-2021

En el 14 de marzo del 2020, cuando los Resortes de Vail anunció que estarían cerrando su sede de esquí Norteamericana por una semana, algunos se pregunatron si abrirían de nuevo.

Unos días mas tarde, cuando los Resorted de Vail anunció que seguirían cerrados, l algunos se preguntaron si iba poder sobrevivir la temporada. La batalla para abrir para el año 2020’2021 empezó ahí mismo, y fue una batalla costa arriba todo el tiempo.

Kyle Miner estaba trabajando para Vail Resorts como el supervisor de una tienda al momento, y era su primera temporada en Vail. El muchacho de 23 años llegó al area esperando por una oportunidad para empezar una vida nueva en el Oeste. Eligió el año equivocado.



Miner fue uno de los miles de trabajadores que fueron despidieron, y localmente, uno de los cientos que desalojaron de su casa de empleado por ordenes de Vail Resorts y Eagle County. El protestó y le permitieron quedarse hasta el 30 de octubre.

Los demás no fueron tan afortunados.



TIm MacHahon estaba trabajando en la Cabina de beano en Beaver Creek al momento. El dijo que fue testigo de una cantidad increíble de trabajadores empacando en sus carros e irse después de que le dijeran que tienen 10 días para irse.

EL esfuerzo lo molestó tanto que decidió escribir un signo en protesta, llamando la atencióna el desalojo masivo que acabó de tomar lugar. EL 27 de marzo, McMahon caminó a la Montaña de Beaver Creek y puso el signo al frente del resorte para que todos lo vieran.

“10 días para desalojar”‘ leía.



Al momento, parecía que se vería mal de parte de Vail Resorts – sus propias cameras usadas para grabar el conflicto que el nombre de la compañía de la región estaba teniendo. Pero reflexionando ahora, el cartel de McMahon apenas sostenía una vela en comparación a todas las historias que siguieron.

Dicotomía de la crítica, elogios

El siguiente zapato que cayó cuestionó la abilidad de Vail Resorts de pagar sus deudas, ya que la compañía recibió menos tarifas de inversiones de Moody´s y S&P en abril. Vail Resorts había anunciado un esfuerzo tomando unos $600 millones adicionales en deudas en expediciones de bonos en efectivo; Moody´s le dio a la compañía una calificación de B2, lo cual es una calificación de BB en S&P Global Ratings.

“Las tasas negativas refleja un apacalamiento financiero 4x por arriba del año fiscal del 2020 debido a las clausuras de propiedades y nuestras expectativas del rendimiento de Vail continuarán siendo impactadas en el año fiscal del 2021 como resultado de la disminución de viajes turistas y consumo.” S&P escribió en su reporte.

Unos meses más tarde, otras noticias controversiales- Vails Resorts anunció que estaría utilizando un sistema de reservaciones para permitir a invitados acceso a las montañas. Las líneas telefónicas de la compañía estallaron, e interlocutores esperaron por miles de minutos.

Sin embargo, al mismo tiempo, Vails Resorts estaba aprendiendo mucho sobre como iba a operar sus areas de esquías durantes la pandemia. Sus resortes en Australia abrieron para la temporada de invierno en junio, a través del sistema de reservaciones, dandole a la compañía una perspectiva valiosa en como la temporada en Norteamerica podría lucir más tarde en el año.

Vail Resorts cerraron las operaciones de dos de las tres propiedades en Australia- Mount Hotham y Falls Creek-en julio, sin embargo, al comienzo del confinamiento en Melbourne.

“Una lección clave fue que era crítico para nosotros tener una capacidad en el resorte,” dijo el CEO de Vial Resorts, Rob Katz, sobre la experiencia en Australia.

Las montañas de Vail abrieron para el tráfico de verano en julio, y los negocios estaban regresando. La fábrica locales de tablas de esqui Weston Backcountry tomó un riesgo manufacturando un nuevo diseño de una tabla de esquiar- con una forma extraña, más corta de la oferta normal llamada Hatchet- diciendo que no estaba segura que vendería, pero la compañía quería ver el nuevo diseño en acción. Cada una de ellas se vendió en cada tienda en cuestion de semanas de haberlas recibidas, lo cual fue un mes antes de que la nieve empezara. Tiendas especializadas en equipo del aire libre estaban teninedo su temporada más grande debido al gran número de gente yendose de las ciudades más pobladas.

Pero estas multitudes venían a las montañas como nunca antes, y mientras Vail Resorts recibía críticas de algunos con respecto a sus planes de reservaciones para la siguiente temporada, si las multitudes en el pueblo durante el verano sirvieron como indicador, iba a ser un invierno ocupado. Junto con las críticas, Vail Resorts también recibió alabanzas por controlar las multitudes a través de sus sitemas de reservación.

“Aprecio la claridad y el proceso bien pensado”, dijo el usuario de Twitter, Paul Atkins.

Esta dicotomía de elogio y crítica se ha convertido en común para Vail Resorts. La compañía recibió elogios del gobernador por tomar la decisión de cerrar en marzo, mientras recibían críticas de esquiadores que decían que el deporte se podía practicar seguramente sin necesidad de cerrar. Luego, la compañía recibió ambos elogios y críticas por ofrecer un Pase Épico de los créditos del 2019-20 hasta un 80% de la compra de un 2020-2021 pase.

“Felíz de que se aparecieron e hicieron lo correcto”, practicante de snowboard Chris Stabile dijo de la oferta.

“Tenemos pases de cuatro días que nunca fueron utilizados porque nos fuimos d evacaciones de primavera. Siento que deberíamos de receibir un crédito de 100% para utilizar el año que viene en las montañas”, dijo Jim Pavelich con el Northside Cafe en Avon.

Permaneciendo hasta el final

Además de las restricciones de la pandemia del estado , había un ambiente laboral único, en el cual Vial Resorts no podía tener acceso a los trabajadores con visa internacional que vienen seguido por una temporada. Pero los cierres en el sector de viaje y turismo terminó creando una oportunidad diferente de labor para Vail Resorts. La compañía encontr más trabajadores de Estados Unidos interesados en tomar trabajos en resorts de esquí , igual que otros trabajos en la industria de viaje y turismo.

A pesar de las circumstancias únicas, la temporada del 2020-2021 en Vail ha atraído a muchos otros, con gerentes de operaciones viendo un personal administrativo que había comenzado robusto ahora abatido a los pocos que quedaron hasta abril. El trabajo es duro y las horas más duras.

Un grupo de operadores aparece cada día de 3 p.m. a las 1 p.m. y luego se lo dejan al grupo de trabajadores de cementerio que limpian de 11 p.m. hasta las 9 a.m.. Mucha gente intentan el trabajo y se dan cuenta que no es para ellos.

Un empleado de Vail sido que habían como 30 operadores contratados para empezar la temporada, pero ahora que las montañas están completamente abiertas con mucho piso para cubrir, menos de una docena aún están en el trabajo.

El movimiento hace los deberes más difíciles para los que quedan, pero para ellos, adaptarse a cambios en el personal es parte del trabajo. La gente que ha estado en Vail por años estan acostumbrados al cambio, y a algunos les gustan la presión que crea.

Los departamentos de cañones de nieve en Vial y Beaver Creek tienen a un grupo de gente que les importa mucho el arte (y ciencia) detrás del oficio, pero esos departamentos también contratan mucha gente que no lo logra hasta el final del año. Desde adentro, hay un pequeño grupo al que les tienes que agradecer por preparar las montañas para cada temporada.

Mantén los teleféricos rodando

Muchas de estas personas les gusta trabajar para las montañas de Vail porque tienen la oportunidad de utilizar lo más nuevo y lo mejor. En el 2019, la montaña instaló 400 cañones de nieve nuevos con tablas de sistemas para el clima que leen temperatura y humedad, y no está fuera de lo común que un manufacturador de nieve llame a un equipo en Vail para probar nuevo equipo. Operar un arte-de-estado transportador con funciones como lecturas electrónicas de nieve, para que no tengas que salir a probar la nieve por tu mismo, mantiene el trabajo emocionante para los operadores.

Y ya cuando el día de esquiar comienza, nunca hay un momento aburrido para las patrullas que salvan vidas a diario. El esquiador de Colorado Todd Ermantraut está más emocionado que nunca en estar en las montañas esta temporada- el está teniendo una pequeña reunión en Vail el 20 de marzo para celebrar su retorno a esquiar después de que patrulleros lo sacaron de los árboles en Earl´S Bowl con un fémur roto hace un par de años.

“La patrulla de Esquiar de Vail salvó mi vida”, dijó.

Esta temporada, Ermantraut está felíz de estar afuera , y ese es el sentimiento entre muchos esquiadores, de acuerdo a las patrullas.

Un patrullero dijo que, en genral, la gente quiere sentir que esquiar es un deporte relativamente seguro, así sea siendo transportado sin peligro al hospital después de una herida, o evitando el coronavirus mientras están en el pueblo. La gente paree que esta yendo la milla extra este año para seguir las pautas de seguridad mientras están en las montañas, el dijo.

Aparte de los obvios cambios relacionados con los tapabocas y el distanciamiento, para operadores y patrullas, este año no es muy diferente.

Pero para los trabajadores escaneando tickets en los teleféricos, quienes seguidos son los primeros que los invitados se encuentran, esta temporada ha sido una nueva experiencia. Los deberes de estos trabajadores ahora incluye reenforzar las nuevas reglas del uso de tapabocas del resort, algo que no es muy bienvenido por todos los invitados.

Renee Higuera, un escaneador de tickets de Beaver Creek dijo que a ella le gustaba su trabajo, antes de esta temporada.

Higuera dijo que los empleados de Beaver Creek fueron diligentes en reinforzar las reglas, y la mayoría de la gente lo tomaba sin problemas, pero para aquellos que no, se les hacía más dificil lidiar con ellos que el pronedio invitado que tenga un problema con algo en Beaver Creek.

Muchas veces, la norma era simplemente aceptarla, Higuera dijo.

“Los invitados me acosaban y yo decía nada sobre ello”, ella dijo.

Todo el mundo estuvo de acuerdo- ellos querían que los teleféricos siguieran rodando.

“Sólo tienes que mantener tu cabeza abajo y hacer tu trabajo”, una persona en las operaciones de Vail me dijo.

Cortada por contagiarse del COVID

Higuera se contagió del COVID-19 en enero. Ella recibió su resultado positivo el 12 de enero.

Ella dijo que no pudo trazar de donde vino, pero todas sus compañeras de casa lo tenían también. Una de ellas tenía un novio, y el también se infectó.

Higuera y sus compañeras de casa se hospedaban en las casas de empleados en Vail Resorts en las Tranes. Fueron movidas a una unidad de aislamiento, donde se les dijo que tenían que permanecer en la unidad juntas.

“No tuve opción”, ella dijo.

El novio de la compañera de casa de Higuera vino a traer comida y suministros, y alguién tomó una foto de el. Higuera y sus compañeras de casa fueron expulsadas de su apartamento y despedidas como resultado de la violación.

“No tenía nada que ver conmigo”, Higuera dijo.

Pero le dijeron, “Si una cae, el resto de ustedes caen también. Es culpabilidad por asociación”, ella dijo

Higuera está molesta con su situación, diciendo que fue tratada injustamente, y siente que fue despedida por enfermarse del COVID-19.

Hablando con ella sobre esto, la conversación se fue a una conclusión familiar: “¿Apesta, pero qué se puede hacer?”

Higuera y yo hablamos un poco sobre Tim McMahon.

Como Higuera, la última temporada fue el primer año de McMahon en Beaver Creek. El también se molestó con la compañía después de ver que los empleados fueron desalojados de las casas durante la pandemia, y llegó a la misma conclusión- no hay nada que se pueda hacer al respecto.

Este pensamiento, sin embargo, llevó a McMahon a escribir su signo de protesta y a caminar hasta la cima de la montaña para ponerlo al frente de la cámara de Beaver Creek.

Después de admitir lo cometido, McMahon fue -previsiblemente- despedido de su trabajo en Vail Resorts. Pero lo que pasó luego lo sorprendió.

“No me dejaron comprar un Pase Épico esta temporada”, McMahon dijo.

Algunos clientes le dirían a McMahon que la compañía le hizo un favor. Hablé con una madre local en septiembre quien estaba intentando saber si las lecciones de esquiar del 2020 que había pre-pagado y pre-inscrito a sus hijos se las reembolsarían. Ella fue a la página web de Vail Resorts de servicios al cliente para conseguir respuestas , y encontró una línea virtual de 3,352 personas.

Padres que pensaron que tendrían créditos de la temporada anterior se quedaron esperando en línea por horas, solo para recibir no respuestas.

“No puedes contactar a nadie, y no recibes respuestas aunque te las den”, dijo un padre que envió al Vail Daily una captura de una línea virtual en septiembre.

Ella no recibió un reembolso.

Historias no contadas

Kyle Miner se fue de la compañía durante el verano del 2020, jurando nunca más trabajar para Vail Resorts. Pero el aún vivía en las casas de empleados ya que Vail Resorts le dijo que se podía quedar hasta el 30 de octubre, mientras continuara pagando la renta, lo cual estaba haciendo.No hubo mención de su estatus de empleo.

Pero el cinco de octubre, Miner recibió una amenaza de Vail Resorts – que desocupara la casa inmediatamente o lo echaba el sheriff. El dijo que la amenza llegó cuando Vail Resorts se dió cuenta que el no trabajaba más para ellos. Él llamó a la oficina del sheriff; un jefe adjunto le dijo que era una amenaza vacía ya que la oficina del sheriff no iba a asistir a ningún desalojo al momento.

Hablé con Miner en octubre, durante el apogeo de su frustración. Él aún no había recibido ningúna compensación por desempleo debido a un error que Vail Resorts cometió mientras presentaba su salario al estado. Ya había agotado la mayoría de sus ahorros y apenas sobreivivía, y fue desalojado un mes antes de lo esperado, unas semanas cruciales para alguien viviendo cheque a cheque. Él me dijo que aunque no quería, ell aún pagó su renta completa del mes de octubre, a pesar de que Vail Resorts lo estaba intentando sacar.

“No tuve ni un centavo de ingreso desde el 14 de marzo hasta el 18 de agosto”, me dijo. ” Y no tenía nadie a quién pedirle ayuda.”

Miner me dijo que quería que el Vail Daily publicara su versión de los hechos de lo que había ocurrido. Él dijo que su experiencia con Vail Resorts lo dejó con la opiinión de que la compañía solo le importaba su ganancias, no la gente.

Fue el mismo mensaje que McMahon compartió en su cartel de protesta. En adición al mensaje de “10 días para desocupar las casas de empleados”, McMahon también incluyó un hashtag a mano #ProfitsOverPeople.

Le pregunté a Miner si el sabía de McMahon o de su historia- El recordó el signo, pero no había escuchado de las repercusiones. Le dije a Miner que en adición a McMahon perdiendo su trabajo en Beano´s, el también me dijo que perdió otro trabajo afuera de Vail Resorts debido al cartel de protesta, y como cereza en el pastel, no se le permitió comprar un Pase Épico para esta temporada. Lista negra, McMahon lo llamó, expulsado de esquiar en todas las 37 propiedades de Vail Resorts.

Al enterarse sobre McMahon, Miner me pidió que esperara hasta después de las vacaciones de Acción de Gracias para escribir sobre su situación, porque quería asegurarse de que su pase de esquí funcionara durante ese tiempo. No terminé escribiendo la historia.

Cuando surgió la idea de escribir sobre la respuesta de Vail Resorts a la pandemia, no pensé en Miner y McMahon de inmediato. Los incidentes que los involucran son parte del pasado, y una historia como esta debe mirar hacia adelante, detallando lo que ha cambiado como resultado de la pandemia.

Pero para mí, el hecho de que personas como Miner y McMahon comenzaran a acercarse al Vail Daily para hablar abiertamente sobre sus situaciones es una de las grandes cosas que sí cambiaron como resultado de la pandemia. La gente se hartó, no tenían a dónde acudir, y empezaron a buscarnos de formas que no había visto antes. Escuché sus historias y en varias ocasiones decidí no compartirlas con nuestros lectores.

Entre los fracasos incalculables que aún deben señalarse con respecto a la respuesta a la pandemia en los EE. UU. Y en Colorado, incluyo el mío: las historias que me perdí, o peor aún, las que escuché y me guardé para mí, sintiendo que yo también había sido muy duro con Vail Resorts en medio del aluvión de mala prensa que recibió la compañía en el 2020. En algún momento, comencé a sentir una punzada de vergüenza por el flujo casi constante de correos electrónicos que enviaba al departamento de relaciones públicas de la compañía. Cada semana era algo diferente, una nueva queja, una queja grave, algo que necesito investigar, algo a lo que deben responder.

Y en su mayor parte, hemos recibido esas respuestas. El personal de relaciones públicas más nuevo de Vail, John Plack, comenzó a trabajar unas semanas antes de que llegara la pandemia. Desde entonces, ha trabajado días, noches y fines de semana, investigando una amplia variedad de temas que le hemos presentado.

CreditWatch Negativo

El CEO de Vail Resorts, Rob Katz, finalmente respondió al aluvión de quejas de mal servicio al cliente en diciembre.

“Es inaceptable, y personalmente les pido disculpas por su experiencia”, escribió Katz en una carta a los titulares de pases el 11 de diciembre.

También en diciembre, Moody’s mejoró la calificación B2 que le había otorgado al esfuerzo de la compañía en abril para asumir otros $600 millones en nueva deuda, de B2 a B1. La actualización se emitió como resultado de un esfuerzo por asumir aún más deuda en diciembre, otros $500 millones de notas.

“Con la propuesta de $500 millones pagarés convertibles que se ofrecen además del préstamo a plazo de $600 millones emitido en abril, la muy buena liquidez de Vail con más de $1.7 mil millones de efectivo proforma total y capacidad de revólver no utilizada será beneficiosa para administrar a través del entorno operativo incierto en el año fiscal 2021 , que también es un factor importante en la afirmación de las calificaciones ”, escribió Moody’s en su informe, publicado el 15 de diciembre.“… La líquidez adicional proporcionada por las notas convertibles de $500 millones también estará disponible para reinvertir en proyectos y adquisiciones que mejoren las ganancias una vez la recesión económica y el coronavirus disminuyen y esto aumentaría la base de activos y el potencial de recuperación para los acreedores más mayores “.

El esfuerzo por asumir más deuda no fue tan bien recibido por S&P, que mantuvo su calificación de abril en BB, asignó otra calificación BB al esfuerzo de diciembre y también colocó a Vail Resorts en CreditWatch Negative.

En enero, Vail Resorts anunció que a pesar de vender 1.4 millones de Pases Épicos este año, las visitas totales de esquiadores hasta la fecha bajaron un 16.6% en comparación con el período de la temporada hasta la fecha del año anterior.

“Esperamos que estas disminuciones se debieron principalmente a la reducción de la demanda de visitas al destino en nuestros centros turísticos del oeste y las limitaciones de capacidad relacionadas con COVID-19, que se vieron aún más afectadas por los niveles de nevadas que estuvieron muy por debajo del promedio en nuestros centros turísticos de Colorado, Utah y Tahoe durante la temporada navideña, ”, Comentó Katz en el anuncio del 15 de enero.

Una predicción audaz

En febrero, Kyle Miner se mudó a Arizona. Parece estar bien.

Llegó a Vail en busca de una oportunidad para llegar al Oeste, y de una manera inesperada, parece que la está encontrando, pero no de la manera que pensó que podría encontrar en Vail Resorts.

El último mensaje de la compañía a los titulares de pases se publicó el miércoles, una declaración vaga que sugiere que algo grande está sucediendo pronto.

Le pregunté a un trabajador de Vail Resorts qué significaba. Me dijo que el Pase Épico del 2021-22 saldrá a la venta el 23 de marzo, por lo que probablemente tenga algo que ver con eso y con cualquier anuncio sobre las ventajas del pase.

Pregunté si había alguna posibilidad de que eso pudiera significar que Vail Resorts está eliminando su sistema de reservaciones, un enfoque nuevo para esta temporada para administrar multitudes que requiere que los huéspedes reserven con anticipación los días que quieren esquiar. Dijo que en realidad adivinaría lo contrario. Nadie está haciendo que Vail Resorts use este sistema de reservas, me recordó. La empresa tomó la decisión de implementar esta tecnología por sí sola y no fue barata ni fácil de hacer.

Otra persona con la que hablé, cuyo trabajo en Vail Resorts implica la recopilación de datos, me dijo que hay muchas cosas buenas que pueden provenir del sistema de reservas y que es poco probable que Vail deje de usarlo en los próximos años.

Sin embargo, esta persona no quería ser entrevistada al respecto. Está entusiasmado con sus perspectivas en esta área emergente de la empresa: el nuevo flujo masivo de datos que Vail Resorts ahora recibe según el sistema de reservas.

En años pasados, en un día cualquiera, Vail no hubiera podido predecir qué servicios necesitarían los huéspedes de ese día, desde sándwiches hasta patrullaje de esquí. Pero ahora la empresa sabe quién llegará, cuándo y qué servicios probablemente utilizarán una vez que estén aquí. Además de la información de reservaciones, Vail Resorts también obtiene información de los huéspedes que utilizan el nuevo descuento del 20% para titulares de pases de la compañía en otras ofertas de propiedad de Vail Resorts, como comida, alojamiento, transporte y alquiler de equipos.

En septiembre, Katz dijo que “en función de cómo se desarrollen las cosas, podemos eliminar el sistema de reservas, ya sea para el resto de la temporada o por parte de ella”, y agregó que “sería mucho más fácil eliminar el sistema de reservas que poner uno a mitad de temporada “.

Sin embargo, después de ver el valor de los datos que recopila el sistema de reservas y todas las posibilidades que conlleva, es posible que eliminar el sistema de reservas no sea tan fácil como sugirió Katz. Al final, puede resultar ser la faceta más duradera de la pandemia en lo que respecta al esquí.

“Probablemente sea un poco pronto para quitar cualquier aprendizaje concreto de la temporada”, dijo Katz en la conferencia telefónica de resultados del segundo trimestre de la compañía el jueves. “Este fue un momento único, y una temporada única, y ciertamente no es algo que podamos replicar año tras año, pero definitivamente habrá conclusiones que creemos que obviamente pueden agregar valor a medida que avanzamos”.


Support Local Journalism